Cerrar
 

Escribe tu Comentario debajo o haz un trackback desde tu web.

18 octubre 2010   Por:

El EGO se vende online

 

Después de 10 ediciones, el showroom de El EGO va tomando protagonismo dentro de la Cibeles Madrid Fashion Week. El espacio en el que los nuevos talentos de la moda tienen su oportunidad de hacer contactos, darse a conocer y vender sus exclusivas colecciones centra más el foco de los medios.

¬†Sin embargo, ¬Ņqu√© ocurre con el EGO cuando la cita de¬†la moda madrile√Īa se acaba? ¬ŅA trav√©s de qu√© canales venden sus colecciones estos talentosos dise√Īadores?

Tal y como pudo constatar Solo Moda en la¬†reciente edici√≥n de la Cibeles Madrid Fashion Week, Internet se ha convertido en algunos casos¬†en la principal herramienta de ventas para estos dise√Īadores emergentes. La reducci√≥n de costes (no hay que mantener una tienda f√≠sica) y la cercan√≠a con el cliente (les permite hacer ropa a medida) constituyen las principales ventajas para que estos j√≥venes puedan, en parte, vivir de la moda.

Una de las m√°s veteranas en este aspecto es M√≥nica Manderlay¬†(imagen principal). La dise√Īadora especializada en moda retro, adem√°s de tener un showroom en Bilbao, aprovecha el canal de Internet para ofrecer sus colecciones a trav√©s de su web y de ¬†Arroparte , una web de dise√Īo y arte en la que vende su¬†ropa¬†junto con la de otros creadores.

¬†Manderlay confiesa que Internet ¬†le ha abierto el camino “para vender muchos¬†vestidos a trav√©s de¬†la web”.¬†Unos dise√Īos que est√°n muy de moda y que son ideales para quienes adoren los looks de Mad Men.

Otros que est√°n encantados con la venta online de moda¬†son los propietarios de El Gabinete de las Maravillas, una firma de ropa y complementos sevillana que prefiere este canal “porque nos permite un trato personalizado con el cliente, as√≠ como la adecuaci√≥n a sus gustos”, explica Cristina V√°zquez una de las propietarias.

Y es que, en la web de El Gabinete de las Maravillas queda muy¬†claro que todas las prendas se elaboran en todas las tallas y algunas de ellas se hacen a medida. En los complementos, el usuario puede recibir asesoramiento, elegir los colores e incluso recibir los dise√Īos a medida. Para poder adquirir los productos, basta con rellenar el formulario de contacto de la web.

En cuanto a los precios, el precio de los productos online es el mismo que en la tienda f√≠sica. “Por el momento, no estamos interesados en el outlet”, adelanta Cristina.

Jarabowtie tambi√©n mantiene los mismos precios en la web que en los cuatro puntos de venta en los que se distribuyen sus originales pajaritas: Madrid, Barcelona, Bilbao y Berl√≠n. Miguel Jarabo es la mente creativa que se encuentra detr√°s de Jarabowtie,un nuevo concepto de pajaritas con unos dise√Īos de lo m√°s original.

Seg√ļn¬†explic√≥ a¬† Solo Moda, la web le permite “distribuir ediciones especiales, junto con las ediciones limitadas a un precio que ronda los 39 ‚ā¨ por art√≠culo,¬†59 ‚ā¨ en caso de edici√≥n especial”. Para poder solicitar uno de los modelos basta pulsar sobre el bot√≥n BUY e insertar el c√≥digo del producto.

Otra firma que sólo vende a través de Internet es No Pintas Nada, una divertida marca de zapatillas deportivas pintadas a mano unisex.

A diferencia de las anteriores,¬† esta web tiene un sistema de personalizaci√≥n, que permite seleccionar a la carta tanto el estampado de la zapatillas, los cordones y la talla, lo que¬†permite ver en tiempo real c√≥mo quedar√≠a el dise√Īo en nuestros pies. Ser√≠a una customizaci√≥n del dise√Īo original. Este formato en el que el usuario es el protagonista permite ampliar la variedad de posibilidades, as√≠ como renovar las colecciones con mayor frecuencia.

Creada hace un a√Īo por Gemma Padr√≥, Joan Cornet y Raimond Pinto, ¬†No pintas nada est√°¬†concebida por y para Internet y en cuyo dise√Īo, los usuarios tambi√©n pueden participar aportando sus ideas.

Nadie dijo que fuera f√°cil vivir de la moda. El secreto, parece est√° en reinventarse y “conectarse” a la Red.

Imágenes cortesía de Manderlay, Elgabinetedelasmaravillas, Jarabowtie y No pintas nada.