Cerrar
 

Escribe tu Comentario debajo o haz un trackback desde tu web.

4 agosto 2011   Por:

Luce un escote de infarto

 

El escote es una de las zonas femeninas por excelencia, que nos gusta mantener bonita, cuidada y atractiva. Pero muchas veces no nos damos cuenta de que requiere cuidados específicos: tanto el escote como el pecho tienen una piel fina, y los tejidos, tanto glandulares como mamarios tienden a caer con los años, con lo que la línea del escote va perdiendo definición, el escote se queda recto, y el pecho caído y más vacío.

Por eso hoy te proponemos todas las opciones que tienes a tu disposición para mantener jóvenes y bonitos tanto escote como pecho: empieza por un cuidado completo con un buen producto específico para la zona, como Gel Buste Lift et Fermeté de Chanel (ideal, además de cómo tratamiento habitual, como tratamiento flash, por ejemplo, un día que vayas a llevar un escotazo), Talika Effigy Bust Serum, que potencia el volumen y la firmeza, o Gel Buste Super Lift, de Clarins.

Los cosméticos, como éstos que te proponemos, están muy bien como complemento y como tratamiento preventivo, pero hay veces en que su acción no es suficiente: cuando la zona ya ha envejecido y la línea del escote se ha alargado, con el consiguiente descolgamiento del pecho.

En estos casos, lo más eficaz es dirigirse a un buen centro médico estético, en el que nos asesorarán sobre la mejor solución para nuestra necesidad. Hay muchos casos en los que, para rejuvenecer un escote envejecido,  y conseguir que el pecho recupere su turgencia no basta con reposicionar el tejido graso y el tejido mamario: la intervención también debe rellenar la parte superior del pecho.

La Dra. Marina García Moya, cirujana especialista en mamas del USP Dexeus Instituto Javier de Benito, nos explica: “cuando la piel cede mucho, es como si pusiéramos una naranja dentro de un calcetín. Todo el peso se concentra abajo, y la tela que hay por encima se estira y da de sí”.

“Una de las grandes sorpresas que se llevan las pacientes que desean un pecho más joven, pero no más grande, es la necesidad de colocar un pequeño implante para ese rejuvenecimiento de los senos, contrarrestar el efecto de “mama vacía” y devolver a su pecho el aspecto que tenía una década antes. Es necesario para rellenar esa parte superior que se ha quedado sin volumen”, continúa la Dra. García Moya.

El implante que se coloca es de tamaño muy pequeño: no se notará, y sirve para rellenar la parte superior del pecho y darle de nuevo al escote la turgencia que ha perdido, de forma que se ve más joven, pero no más voluminoso.

Por Ăşltimo, a la hora de tomar el sol, recuerda utilizar en toda la zona del escote y el pecho (sobre todo si haces topless), un protector solar con factor de protecciĂłn muy alto: 50+.